in

Familia compra un mueble y días después descubren un gato oculto adentro

Una mujer compartió en Facebook la particular experiencia que vivió con su familia luego que su hijo la alertó al encontrar un gato dentro de un mueble usado.

Mediante Facebook, se conoció el particular caso de Caylee Gilson, quien se llevó una tremenda sorpresa al encontrar a un gato en su casa. Ella compró un sofá usado; sin embargo, jamás imaginó que dentro había un travieso felino que se escondió por varios días.

Ella junto a su familia se mudaron a una nueva casa. Por lo cual, decidió vender sus pertenencias en el apartado Marketplace de Facebook. En dicha página, vio un antiguo mueble que tenía un tamaño pequeño de color gris. De inmediato, decidió comprarlo y coordinó con la vendedora para poder recogerlo.

Gilson se percató que su sofá tenía unos resortes expuestos, pero no le tomó mucha importancia. Al día siguiente, trabajó desde casa sin problemas. Llegada la noche, los gritos de su menor hijo la alertaron sobre la presencia de un supuesto ‘visitante’.

“Lo siguiente que supe es que mi hijo dice: ‘Mamá, hay un gato aquí’. No pensé nada en eso porque él siempre está hablando de este gato imaginario llamado Ender Dragon”

Descripción de la publicación en Facebook

 Fue entonces que escuchó los ladridos fuertes de su cachorro de tres meses, por lo que fue a averiguar para saber lo que estaba sucediendo en su hogar.


Al principio, no logró identificar al animal porque este se ocultó debajo de su mueble. Pasaron unos minutos, para que Caylee alumbre el lugar y notó que se trataba de un gatito que se había refugiado dentro de su nueva compra.

“Le envié un mensaje a la señora, a quien le compré el sofá y ella había estado buscando a su adorable mascota por todas partes”

 Al finalizar, el inquieto gato regresó a su hogar con su verdadera dueña. Por otro lado, esta anécdota se volvió tendencia tras obtener miles de reacciones al ser divulgada en la página llamada “My house, not my cat” de Facebook.

También te puede interesar:

Deja un comentario