in

Gatito lleva a su cerdito de peluche por todos lados, su amigo fiel

Diego es un gatito atigrado precioso, que tiene un inconveniente de salud que le retrasó su crecimiento, y debido a esto, a su edad es un poco más pequeño que cualquier otro gato. Su tamaño le ha impedido  tener una vida normal jugueteando y activa que todos quisieran que tuviera, aún así, nos enternece la amistad que hizo un gato con este singular cerdito de peluche.

gato y cerdito de peluche

Una linda amistad.

Crystal es la dueña de Diego, en el que ha sido consciente que él la tuvo y la tendrá difícil por el resto de su vida, sin embargo, la vida de este gatito dio un giro inesperado y esperanzador cuando, en una navidad, un familiar le regaló un peluche de cerdito de color rosa, que Diego amó al instante. De repente, el pequeño gato dejó de jugar con todo lo que tenía a la vista y se concentró en el blandito cerdo de peluche color rosa que se apoderó de su corazón.

Diego camina con el peluche entre su boca, duerme con él, come a su lado hasta incluso cuando sale de casa a visitas al veterinarios, va al lado suyo. Para Diego, el cerdo es su amigo más preciado y lo demuestra cuando lo lame al mejor estilo gatuno. Si alguna vez pierde a su amigo, maúlla fuerte hasta que él y su dueña lo encuentran o lo reemplazan durante algunos instantes con una almohada rosa que logra aliviarlo por unos momentos.

La conexión que tiene este gatito y su peluche durará por resto de la vida de diego, o hasta que el peluche se deteriore. Sin embargo, no podemos evitar sentir ternura por esta dulce amistad que trasciende la frontera de la vida y deseamos que estos dos peluditos se tengan siempre el uno al otro.

gato y cerdito de peluche

También te puede interesar:

Gato amable pasa el día consolando a su padre humano con Alzheimer.
Joven canta para tranquilizar la furia de su gatos y este tiene una singular reacción.
Refugio animal organizó una fiesta de cumpleaños a gata, pero nadie asiste.
Hombre hace divertidas actividades con un gato siempre en el cuello.

Deja un comentario