in

Amable gatito visita la casa de sus vecinos cada noche para dormir con ellos.

Cuando está muy fresco afuera, a John y Alex Sanders les encanta dejar la puerta abierta para disfrutar del clima. Hace unos seis meses, estaban pasando un buen rato en casa con la puerta abierta cuando, de repente, entró un gato, los saludó y se sentó como si fuera su casa.

John Sanders comentó a The Dodo:

«Simplemente entró como si fuera el dueño del lugar».

Ellos revisaron la placa de identificación del animal y descubrieron que se llama ‘Tigger’. Inmediatamente se contactaron con su familia, y se dieron cuenta de que Tigger vivía a una calle cerca y le gustaba explorar el vecindario.

En aquel entonces, devolvieron a Tigger con su familia y la pareja pensó que eso era todo, pero al parecer Tigger tenía otros planes en mente.

John agregó:

«Regresó al día siguiente y todos los días desde entonces».

Desde entonces, el pequeño felino visita a sus nuevos mejores amigos a diario, regularmente pasa unas dos veces al día, y regresa para pasar la noche también.

Su familia ha aceptado que Tigger haga lo que quiera y, por alguna razón, eligió a los Sanders como su segunda familia.

John agregó:

«El horario autodirigido de Tig es el siguiente: solía ser solo de noche entre las 9 y las 11 de la noche, y pasaba la noche. Alex lo dejaba salir cuando ella iba a tomar café. Ahora que estamos en casa durante el COVID, él nos visita entre 12-2, 4-6 y todavía regresa durante la noche. Hay días en que no lo vemos, pero eso es raro. Por lo general, lo vemos dos veces al día sin falta».

La pareja intentó enseñarle al gato a que regresara con su familia por la noche, pero finalmente se dieron por vencidos y decidieron dejar que Tigger durmiera allí cuando quisiera. Cuando la puerta está cerrada, Tigger empieza a maullar para pedir que le abran la puerta. Definitivamente, los Sanders son su familia también.

John culminó:

«Sus padres han dicho que Tig realmente hace lo que quiere y nos ha elegido. Han dicho que están contentos de que él esté cálido y a salvo y que no deambule por las calles».

Aunque la pareja no tiene idea de por qué el gato los eligió y sigue escabulléndose a su casa para pasar el rato, ellos están muy felices con la situación. Lo aman y es parte de su familia.

También te puede interesar:

One Comment

Leave a Reply
  1. Eso es lo más simpático que he leído hoy, gracias a esa nueva familia que el ha elegido, resultan muy independientes y agradables. Yo siempre he tenido mininos y no dejan de sorprenderme y gustarme cada vez más. Gracias familia por amarlo.

Deja un comentario