in

Gato acepta como propia a una pequeña gatita y no se cansa de darle atención

En marzo de este año, Shelby Thorpe, la fundadora de Shelby’s Kitten SafeHouse en Oregón, recibió una llamada urgente sobre una camada de gatitos encontrada por un rescatista de TNR. Trágicamente, la madre de los gatitos no pudo cuidarlos, y solo una pequeña gatita sobrevivió.

La gatita estaba temblando y en condiciones desfavorables, así que se tomó la decisión de llevarla a Shelby para que recibiera cuidados adecuados y alimentación con biberón. Poco después, uno de los gatos residentes de Shelby mostró interés en la nueva llegada.

Shelby compartió con Love Meow: «Olvidé cerrar la puerta de la cocina y cuando regresé, vi a Polar, mi gato, mirando a la nueva gatita. Sabía que sería un gran hermano mayor para ella».

La gatita fue nombrada Cleo y recibió amoroso cuidado de parte de Shelby, quien la limpió de pulgas, trató sus infecciones oculares y la alimentó con biberones durante todo el día.

Con un ambiente cálido y un juguete de peluche como compañero, Cleo empezó a mejorar. Shelby comentó: 

«Supe que estaría bien cuando empezó a comer bien del biberón».

A medida que Cleo crecía y se fortalecía, mostraba curiosidad por los olores y sonidos de los gatos residentes. Polar, en particular, se mostró interesado y curioso por la nueva integrante.

Después de estar médicamente estable, Cleo fue presentada oficialmente a Polar. El gato mayor asumió el papel de protector y cuidador, bañando a Cleo y asegurándose de que se sintiera segura y protegida.

Shelby añadió: 

«Polar se toma muy en serio sus deberes de madre, abalanzándose suavemente sobre Cleo y bañándola con delicadeza».

Hoy en día, Cleo y Polar disfrutan de una relación cercana y amorosa. Cleo se derrite de amor por su hermano mayor, buscando su compañía y mostrando gratitud por el cuidado que le brinda. También disfruta del afecto de sus humanos y pasa tiempo acurrucada en el regazo de Shelby.

Deja un comentario