in

Hombre pasa 6 meses buscando un gato con quien conectó, 3 semanas antes del Año Nuevo, tiene un emotivo reencuentro

Durante casi seis meses, un hombre buscó incansablemente a su gato, Connell, con el que compartía un vínculo especial. Tres semanas antes del Año Nuevo, experimentaron un emotivo reencuentro.

Connell, un gato gris de pelo largo, comparte un vínculo extraordinario con su dueño, Stephen. En su hogar, Connell sigue a Stephen como su sombra y lo despierta por las mañanas. Stephen, diagnosticado con cáncer de estómago en etapa IV, ha encontrado consuelo en la compañía de Connell, quien lo colma de ronroneos y abrazos curativos. «Stephen y Connell están unidos. Nunca había visto algo así», compartió Shirley Barron, la suegra de Stephen, con Love Meow.

La odisea comenzó hace seis meses cuando la familia de Stephen se mudó a MA para sus tratamientos. Durante una noche en el Quality Inn en South Bend, Indiana, el 13 de junio, Connell y su hermana felina, Peanut, escaparon a través de un agujero en la pantalla de la ventana.

A pesar de encontrar a Peanut, Connell permaneció desaparecido, sumiendo a Stephen en la desolación. La familia inició una intensa búsqueda a través de redes sociales y refugios locales. A finales de noviembre, recibieron avistamientos de Connell en el jardín de un vecino, a nueve casas del hotel donde se escapó.

Después de una espera ansiosa, instalación de una estación de alimentación y cámaras, finalmente vieron a Connell en una cámara. Aunque se mostró esquivo durante días, lograron atraerlo con una trampa más grande para perros pequeños. La captura fue emocionante, compartida con la familia a través de una llamada telefónica.

El 10 de diciembre, Connell regresó a casa. La reunión con Stephen fue llena de lágrimas y emoción. Connell volvió a su rutina habitual, acompañando a Stephen en su escritorio y ofreciendo ronroneos reconfortantes.

La familia, agradecida por la ayuda de la comunidad, considera el regreso de Connell como un verdadero milagro navideño. La unidad familiar está completa con la presencia leal de Connell, su «milagro navideño».

Deja un comentario