Fracturas (6/13)

En ese caso, hay es tratarlo con sumo cuidado, intentando mover al animal lo menos posible, hay que colocar al gato en una manta de lado, procurando que la pata rota no quede bajo el peso de su cuerpo. Haciendo lo posible para que se quede inmóvil, se tiene que buscar después el contenedor más adecuado (superficie plana y rígida) en el que depositarlo para su transporte hasta el veterinario.

Deja un comentario