in

Lloran desesperados mientras bomberos intentan salvar a sus 3 mascotas de su casa en llamas.

Los accidentes son imposibles de pronosticar, pero por fortuna existen hombres dispuestos a ayudar siempre que estos suceden y en esta ocasión se han convertido en los verdaderos héroes del día para una familia.

Los bomberos están siempre alerta para cuando suena el teléfono y su rápida acción le salvó la vida a los residentes más pequeños de una residencia en Baton Rouge, Lousiana, Estados Unidos.

Antes de que se produjera el incendio, la pareja que vivía en la casa estaba preparando su almuerzo con normalidad pero una de las ollas que habían colocado en la estufa explotó. Según las autoridades, esto desencadenó las llamas.

Por suerte, la pareja de esposos pudieron salir rápidamente del lugar y no sufrieron ningún tipo de lesión pero en la confusión y nervios del momento olvidaron que sus preciadas mascotas estaban dentro de la casa. No fue hasta que lograron salir que estos lo recordaron y entraron en pánico.

Felizmente, el departamento de bomberos respondió con rapidez a la emergencia y al llegar se enteraron de que los indefenso animales estaban dentro. Las criaturas debían ser rescatadas pues era poco probable que lograran salir del lugar por su propia cuenta, así que los rescatistas entraron en acción.

Sin pensarlo dos veces, dos bomberos se metieron al domicilio para sacar a las mascotas. Los valientes hombres se internaron en el fuego con su debido equipo de seguridad para intentar dar con los dos gatos y el perro que estaban atrapados en el domicilio.

La tarea no fue nada fácil, pues fue complejo dar con el lugar exacto en el que los animalitos se encontraban. Por su parte, los dueños pasaron minutos de miedo mientras esperaban fuera de la vivienda incendiada hasta que los rescatistas salieron con sus mascotas y salvaron el día.

Gracias a la heroica acción de los bomberos y su gran profesionalismo la historia no tuvo un final que lamentar, más que las pérdidas económicas que tristemente sufrió la pareja.

La casa quedó prácticamente destruida, pero los esposos sintieron un gran alivio al saber que sus  adoradas mascotas estaban sanas y salvas. Ahora la familia se prepara para iniciar una recaudación de fondos y así poder reconstruir la casa, un trabajo que quizás le tome tiempo pero que podrán hacer juntos y sin ninguna vida que lamentar.

También te puede interesar:

Deja un comentario