in

Médico francés deja herencia a gatos guardianes de un museo

Un médico decidió considerar en su testamento a los gatitos que viven en el museo desde la época de la emperatriz Isabel I. Esta increíble historia fue compartida en Facebook.

La historia de Los aristogatos se trasladó a la vida real en Rusia. Un filántropo decidió ser solidario el último día de su vida y le dejó la suma de 3.600 dólares, como parte de su herencia, a un grupo de felinos que vive en el sótano del famoso museo Hermitage de San Petersburgo. La publicación fue compartida a través de Facebook.

Cerca de 50 gatos que viven en el sótano del lugar que reúne 3 millones de obras de arte, artefactos y esculturas repartidas en diferentes edificios, incluido el Palacio de Invierno, fueron los beneficiados.

SegúnMijaíl Piotrovski, representante de la galería, los gatos viven en el lugar desde la época de la emperatriz Isabel I de Rusia.

El donante fue Christophe Batard, un médico francés fallecido a los 51 años. El museo calificó como un lindo gesto lo que hizo el ciudadano europeo. La propuesta inicial es que el dinero heredado por los gatos se utilice para restaurar los sótanos donde viven dichos felinos, según publicaron junto a unas fotografías en Facebook.

“Nuestro amigo francés ha hecho algo notable. Es un hermoso gesto”

Este año, más de 800 personas enviaron imágenes y fotografías de los gatos para el Día del Gato del Hermitage que celebra el museo.

También te puede interesar 

Deja un comentario