in

Modelo envió «nudes» por error y culpó a su gato

La joven británica insiste en que su mascota fue quien mandó por accidente sus fotos sin ropa a un hombre al que quería comprarle un auto de la marca Audi. «Quería que me tragara la tierra», aseguró.

Serenna Derosa, una modelo de 27 años, reveló haber pasado un momento de gran vergüenza tras enviarle «por accidente» fotos suyas en ropa interior a un vendedor de autos que había contactado a través de una red social.

La joven reveló que su pequeña mascota Ángel, un gato de apenas cinco meses, se sentó encima de la pantalla de su celular cuando este permanecía desbloqueado, y eventualmente selecciono una serie de fotos de la galería de imágenes que acabaron siendo enviadas a un vendedor, a quien la mujer había contactado por Facebook para comprarle un auto.

Serenna se había contactado con una serie de personas a través de distintos tipos de plataformas, con el fin de comprar un auto de la empresa Audi. Derosa, de Derbyshire, en Inglaterra, se percató de lo ocurrido cuando revisó sus mensajes de “Messenger” al día siguiente.

La modelo confesó al medio británico “The Sun”:

“Cuando me di cuenta de lo que había enviado, pensé ‘Oh, Dios mío, podría morir ahora, esto es muy malo’. Solo quería que el suelo me tragara. Juro que no fui yo y que era mi gatito Ángel. Puse mi teléfono en la cama y bajé las escaleras para preparar una taza de té.

«Cuando volví arriba, mi gatito estaba al lado de mi teléfono, que estaba boca abajo. No debía haber activado el bloqueo de mi pantalla y todas estas imágenes fueron seleccionadas”.

«Mi gatito obviamente se sentó en el teléfono mientras estaba desbloqueado y de alguna manera seleccionó estas imágenes. No sabía qué hacer e intenté eliminarlas, pero decía que no me permitiría eliminar a ambas personas, solo eliminaría a mí»

Su mensaje inicial decía: «¿Todavía está disponible?». Unos minutos más tarde, el teléfono de Serenna luego envió tres fotos: una desnuda, una foto de alguien que sufría de raquitismo y una instantánea de ella recuperándose de la operación de pechos.

Cuando noto la situación de que le envió ese mensaje al vendedor, escribió: «Santo cielo, lo siento mucho. ¿Cómo borro esto? Mi teléfono simplemente emitió un mensaje omg. Quiero morir». El vendedor nunca respondió, así que ahora la modelo está buscando autos alternativos.

También te puede interesar:

 

Deja un comentario