in

Perrito se escondió en un horno de piedra para protegerse de los incendios forestales.

Artemis Kyriakopoulou estaba inspeccionando uno de los escenarios destruidos por un incendio forestal ocurrido en Mati, Grecia, y allí encontró a un perro frágil y cubierto de cenizas oculto en un horno de piedra.

Ella logró captar el momento en que encontró al caniche blanco de 4 años de edad, quien poco a poco salió de su escondite para agradecer por su rescate; el hecho de que se encuentre con vida es un verdadero milagro.

Artemis no dudó en compartir en Facebook dicho vídeo y algunas fotos del lugar con la principal finalidad de encontrar a la familia del perro.

Artemis comentó, según Daily Mail:

«Encontramos a esta criatura en un horno de una casa quemada en un área de Mati que ha sido completamente destruida. El perro estaba quemado, herido, hambriento y, por supuesto, asustado. Logramos salvarlo a él y a su hermano, que estaba en mejores condiciones.»

Artemis añadió:

«El segundo perro que no se muestra en el vídeo esperaba pacientemente a su dueño en la entrada de la casa.»

Después de ser rescatados, ambos perros fueron llevados al veterinario y el más afectado a quien se le otorgó el nombre «Loukoumakis» fue sometido a un tratamiento de antibióticos con el cual está logrando su recuperación.

Durante el incendio cientos de personas tuvieron que huir, y muchos se vieron obligados a nadar en el mar para escapar de las llamas y el humo. Por desgracia, 91 personas fallecieron. Los equipos de rescate se encuentran buscando a más víctimas en el agua.

Así como Loukoumakis y su hermano, muchos otros animales tuvieron que vivir las terribles consecuencias, como es el caso de esta perrita que fue fotografiada mientras se aferraba a una roca en medio del mar.

La perrita, llamada Lua se convirtió en un símbolo de esperanza. Ella trepó a la cima de una roca solitaria en el mar frente a Mati y permaneció allí hasta que fue rescatada. La fotografía, increíble e inspiradora, se volvió viral rápidamente en las redes sociales.

Lua yacía allí, obviamente asustada, ennegrecida por el humo. Fue separada de su familia mientras estos corrían lejos de las llamas. Los grupos de rescate se reunieron y trabajaron sin parar para reunir a Lua con su familia.

En un evento de otro modo desgarrador, la supervivencia de Lua y su eventual reunión con su familia es el faro de esperanza que muchos necesitan. Su familia pensaba que estaba muerta, y volver a verla viva y sana era el milagro por el que oraban desesperadamente.

Su casa está destruida, pero su familia está a salvo.

A raíz de todo lo ocurrido han surgido fuertes críticas hacia el gobierno griego, pues Mati que es una ciudad costera con alto riesgo de incendios forestales carecía de vías de evacuación, sistemas de advertencia y otras medidas.

También te puede interesar:

Deja un comentario

GIPHY App Key not set. Please check settings