in

¿Sabes por qué tu gato no utiliza su caja de arena?

Los gatos son seres sensibles y limpios por naturaleza, no les gusta realizar sus necesidades fisiológicas en un lugar poco higiénico, es por ellos que es muy importante que conozcas como mantener limpia la caja de arena de tu gato, de lo contrario podrías llevarte sorpresas indeseadas en algún mueble de tu hogar.

El comportamiento de un gato que está contento con su caja de arena para gatos es cuando entra con paso firme en ella, ubica un lugar, cava un agujero y hace sus necesidades con sus patas firmes. Una vez que termina, explora sus heces y las cubre con arena, se asegura de dejar bien enterrado todo.

Si tu gato no se encuentra a gusto con su caja de arena, entonces el comportamiento será muy distinto; se acerca con duda a la caja, busca y vuelve a buscar un lugar adecuado, y con las patas escarba como queriendo quitar algo que no le gusta. Luego de hacer sus necesidades con un gesto de incomodidad, se aleja raudamente sin siquiera tapar sus heces.

Existen muchas razones por las cuales tu gato no esta a gusto con su caja de arena, puede ser su ubicación (demasiado oculta), es muy pequeña, la arena tiene un olor desagradable o quizás muchos productos químicos.

Lo ideal en estas situaciones, es convertir ese espacio en un lugar atractivo para ellos. Para esto, evita usar productos muy perfumados; en vez de esto, podemos utilizar vinagre para neutralizar los olores que le desagradan a tu gato.

También te puede interesar:

Lo que debes saber si tu gato esta gestando.
Aprende como bañar a tu gato sin que te aruñe.
Descubre que importancia tiene jugar con tu gato.
¿Qué hago si me muerde mi mascota? (Primeros auxilios)

La caja de arena debe adecuarse a las necesidades de tu gato, debe estar hecho de un material que le agrade y tener una forma que se adapte a su contextura. Si recientemente cambiaste su caja de arena por otra y tu gato no lo acepta, sería ideal buscar una opción similar a su anterior caja.

La caja de arena se debe cambiar por lo menos una vez al año, mientras que la arena que utiliza para realizar sus necesidades debe ser cambiada dos o tres veces por semana.

Loading...

Deja un comentario