in

Zarigüeya pigmea fue redescubierta tras incendios forestales la destruyeran.

Este año nos ha dejado una serie de eventos que han afectado directamente a los seres vivos, pero tal vez, una noticia muy agradable en estos tiempos es el redescubrimiento de la pequeña zarigüeya pigmea en Australia.

Esta rara especie, no se había visto desde antes de que los mortales incendios forestales devastaran al país, por lo que es una gran sorpresa. Se temía que las encantadoras criaturas hubieran sido eliminadas por las fuertes llamas de los incendios, pero casi un año después, fue descubierta de nuevo.

El grupo de conservación australiano Kangaroo Island Land for Wildlife, encontró al diminuto animal a principios de esta semana mientras realizaban una investigación en el campo.

Kangaroo Island Land for Wildlife trabaja con el fin de lograr una recuperación parcial y total, luego de los incendios forestales presentados en verano.

Se estima que cerca de 211 mil hectáreas fueron afectadas por los fuertes incendios, y muchas especies del reino animal sufrieron las terribles consecuencias. El extremo occidental de la Isla Canguro, el área cercana de Protección del Desierto de Ravine des Casoars y el Parque de Conservación Kelly Hill, fueron los más afectados.

Debido a todos los problemas que trajo los incendios a finales del año pasado y a comienzos de este año, esta increíble noticia es una luz de esperanza. Según Pat Hodgens, ecologista de fauna, el redescubrimiento fue algo inesperado, pues debido a su tamaño solo ha habido 113 registros formales de esta zarigüeya.

Pat comentó a ABC:

«Entonces, ciertamente no es muy común y, obviamente, los incendios forestales de verano quemaron gran parte del hábitat que tenían las especies, pero teníamos la esperanza de encontrarlos nuevamente».

Esta especie de zarigüeya generalmente pesa solo siete gramos, lo que hace que sus avistamientos sean bastante raros y poco comunes para los investigadores.

Es conocida como la zarigüeya más pequeña del mundo, y se encuentran en partes de Tasmania, Australia del Sur continental y Victoria; así como en la Isla Canguro.

Además de este notable e increíble descubrimiento, el grupo de conservación también ha logrado localizar a más de 20 especies de vida silvestre diferentes. Entre las cuáles se destacan: el descubrimiento de un sapo bibrons, un peramélido marrón del sur y un ualabí de Tammar.

Kangaroo Island Land for Wildlife seguirá realizando estudios para tratar de descubrir nuevas especies y velar por su protección para asegurar que sobrevivan en su hábitat.

Pat dijo:

«Es muy importante ahora porque es como el último refugio para muchas de estas especies que realmente dependen de una vegetación muy antigua, larga y sin quemar».

Aunque el descubrimiento de este animalito es una buena noticia, todavía hay muchas especies que no han sido detectadas, como la rata de pantano nativa.

Pat dijo finalmente:

«No sabemos mucho sobre esa especie porque es bastante rara en la isla y también bastante susceptible a los incendios forestales».

Sin embargo, encontrar nuevas criaturas sirve como fuente de esperanza y es el premio al fuerte trabajo que realizan los conservacionistas.

También te puede interesar:

Deja un comentario